Derechos Humanos

Es más fácil odiar a Trump.

(Ilka Oliva Corado)

Para junio de 2014, Obama anunció una crisis migratoria en la frontera sur, esa crisis dijo que era la alarmante migración masiva de niños y adolescentes que viajaban solos sin compañía de un adulto, algo a lo que él llamó: no acompañados. Salió con su capa de superhéroe al estilo hollywoodense y los medios lo secundaron y propagaron la noticia en un santiamén, el buen samaritano se humanizaba con los migrantes centroamericanos. Eso fue lo que dejó plasmado en el imaginario colectivo, sedado por la mediatización.

Migrar muertos en vida para morir mil veces más.

(Ilka Oliva Corado)

Las huellas más visibles de las dictaduras impuestas por Estados Unidos en Latinoamérica, se pueden ver todos los días en los miles de migrantes que se ven obligados a salir de sus países de origen para buscar salvar sus vidas, y obtener techo y comida en Estados Unidos; que es presentado por los expertos en el engaño como la Meca, como el agua que calma la sed, como la tierra de ensueño donde todos los anhelos de hacen realidad.

Al alto Gobierno, ojo…!!!.Popeye regresa ahora como sicario político del fascismo colombiano…

(Iván Oliver Rugeles) |Aporrea - Sábado, 26/05/2018

La dignidad y resistencia de la familia Molina Theissen.

(Ilka Oliva Corado)

Pocas cosas han cambiado en Guatemala desde la época de la dictadura de Ríos Montt, las estructuras de fondo siguen siendo las mismas; por ende el ejército, las oligarquías y los injerencistas siguen maniobrando como bandas de criminales que hacen del Estado una madriguera de delincuentes que tienen a Guatemala en los puros huesos.

EL SUBTE Y LOS ROBOCOPS.

(Hernán Andrés Kruse)

Doble ocupación genocida de Jerusalén del sionismo y el imperialismo.

(Rolando Prudencio Briancon)

Hasta ahora no sólo la ocupación del territorio palestino estaba cobardemente comandada por el sionismo israelí que manda a su Ejército para que masacre a los palestinos, sino que hoy se ha consumado una provocadora doble ocupación; ésta vez adredemente acompañada por la presencia mercenaria de los EE.UU., que siempre hizo del bruto guardaespaldas que le “cubre” todas las barbaries que comete Israel contra Palestina, y contra cualquier otro que pueda afectar su rol de genocida gendarme geopolítico en el Medio Oriente.