Derechos Humanos

Huelga Mapuche: La hora crucial

(Andrés Figueroa Cornejo)

“Parece que este gobierno no nos va a matar directamente todavía. Pero nos
va a privar de libertad, que no es tan distinto.”

J.Z. Fotógrafo de Trinchera de la Imagen

•A dos meses de iniciada la huelga de hambre de los prisioneros políticos
mapuche, el estado de salud de los ayunistas y los fundamentos de su causa
cobran notable simpatía nacional e internacional. Piñera manifiesta escasa
voluntad de diálogo, mientras la vida de 34 comuneros se extingue en medio
de la indignación multiplicada.

Colombia es Pasión y Genocidio:

(Azalea Robles)

*1. Colombia es Pasión*

La oligarquía colombiana busca tapar sus crímenes; para ello implementa
cizaña contra Venezuela y presenta de Colombia una realidad virtual.
Adelanta una campaña mediática que mezcla atractivos turísticos (incluyendo
la promoción de la sexualidad femenina), atractivos de “seguridad en las
inversiones”, y una cínica utilización de folclorismo que adorna el tarjetón
promocional: que si un acordeón por aquí, que si una maraca por allá, que si

También en Yucatán, el estado más pacífico de la República en los últimos cien años, se catea con salvajismo

(Pedro Echeverría V.)

EL ESTADO PARAMILITAR EN EL PERÚ

(Manuel Mosquera)

El estado paramilitar forma parte de la doctrina de seguridad nacional del imperio y, en América Latina, se expandió a partir de los años 70 del siglo pasado; sirvió para aplicar el neoliberalismo después de derrotar al movimiento popular y destruir a la izquierda y a los movimientos alzados en armas. En estos años de terror se asesinaron a cerca de 70 mil personas en el Perú

Pretenden acallar las voces que desde hace 500 años no se acallan (II)

(Norton Contreras Robledo)

Solidaridad con la huelga de hambre de los presos políticos mapuches

Chile. “Caso Bombas”: Sólo humo y montajes

(Andrés Figueroa Cornejo)

Galopa la represión por sospecha

•El llamado “Caso bombas” tiene de todo menos bombas. Salvo,
probablemente, las bombas de humo de Piñera para cubrir los crímenes del
capital y castigar con impunidad el creciente malestar social que comienza a
manifestarse en la lucha de los estudiantes, los mapuche, los
medioambientalistas y los que viven de un salario.

El sábado 14 de agosto, en un espectacular operativo policial, fueron
allanadas casas particulares y “okupas” de Santiago, Valparaíso, Temuco