LA MANO INVISIBLE QUE MECE LA CUNA DE LA OPRESIÓN IMPERIAL

(
(Jorge Rachid)

1- Durante décadas, aún hoy cuando se refieren circunstancias relativas a la colonización que América Latina sufre por parte de EEUU, se plantean que son pensamientos conspirativos. Sin embargo a lo largo de la historia se demostró la falacia de dicho argumento.

2- Cuando la catarata de dictaduras militares, arrasaban las democracias populares, en la década del 60, de la mano de la teoría de la Guerra Fría asentada en la Escuela de las Américas en Panamá, sede de la lV Flota de EEUU, que ha sido puesta en marcha, nuevamente desde el 2014, todos naturalizaban su presencia y formación de militares.

3- De esa Escuela Militar salieron los dictadores y asesinos, que transformaron los ejércitos nacionales, en policías de pueblo, persiguiendo opositores democráticos, marcados por los intereses de EEUU. Nuestro pueblo tiene memoria viva desde 1955 ya que bajo la consigna de Libertad y Democracia, bombardearon y fusilaron, repitiendo la historia, por años hasta culminar en 1976 con el genocidio de la dictadura cívico militar.

4- La experiencia UNASUR significó para EEUU desde el NO al ALCA del 2005, el mayor daño económico a sus intereses en América Latina, preservados desde la Alianza para el Progreso de Kennedy, pasando por el Consenso de Washington, tolerando “democracias mercadistas”, hasta que la conjunción de líderes populares como Chávez, Lula y Kirchner, hicieron resonar las trompetas de la Patria Grande, pensada por nuestros Padres Fundadores: San Martín, Bolívar y Artigas.

5- De ahí que la decisión estratégica del Imperio desde ese mismo momento el 2005, fue diseñar la metodología de reposicionamiento en la región para recuperar sus intereses de apropiación de los recursos naturales y control político, a partir de cipayos locales, que hicieron “del sueño americano” su identidad, los mismos que participaron en las dictaduras y que hoy gobiernan nuestro país.

6- Esa mano oculta que derrama sobre nuestro Continente todo tipo de operaciones ejecutadas, desde golpes legislativos a amenazas militares, desde campañas de desprestigio a los líderes, hasta la persecución judicial, intentando evitar la vuelta “al populismo” que se atreve a distribuir las riquezas sobre los pueblos. Sin dudas un atrevimiento en su “patio trasero”.

7- No importan los códigos procesales, ni los procedimientos penales para encarcelar, apuntando a aquellos marcados por la agenda imperial. Las excusas pueden ir desde la corrupción como genérico del linchamiento popular mediático, hasta la acción sobre Petrobras para desarmar la empresa estatal brasileña en favor de los intereses norteamericanos. Siempre detrás de cada acción, hay un tema económico.

8- Lo mismo que los Panamá Papers denunciados por EEUU, que tiene en su territorio tres estados como guaridas fiscales, igual que Cayman, Gibraltar y tantos otros, pero quiere recuperar la primacía del drenaje de dinero sucio, hacia su propio territorio. Por eso los diarios La Nación y Perfil son los socios periodísticos de esta maniobra en nuestro país.

9- En este marco se inscribe la probable detención inminente de Lula, su veto como candidato y el posible estallido social que conllevará, produciendo después de años, la vuelta a escena de militares mercenarios. Esos caminos, como la agresión a Venezuela, el boicot y la presión internacional, estimulada por la mass media internacional, ha naturalizado, nuevamente como en los años 70, el tema de “los buenos y los malos”.

10- Entonces necesitan fabricar en esa mano oculta, nuevos enemigos, “el eje del mal” que vuelve a ubicar a los populismos, más Rusia, Irán, China, Palestina, Siria en una supuesta guerra fría, que como dijo el Subcomandante Marcos alguna vez: “la guerra fría se torna caliente en terceros países y ha provocado en 20 años la misma cantidad de muertos que la segunda guerra mundial”, Entonces enfrentamos al Partido Judicial continental, la lV Flota, los medios hegemónicos, los Fondos de Inversión supranacionales, que hoy gobiernan la Argentina y lo hacemos con el pueblo en la calle y el Movimiento Nacional, que a lo largo de la historia ha vivido muchas circunstancias peores, porque el mundo hoy es Multipolar y EEUU va perdiendo su rol hegemónico.

Jorge Rachid